27 de Enero 2005

Reescribiendo la Historia

- ¿Dónde estabas tú cuando sucedió aquello?

¿Quién está detrás?

- ¿Yo? Escondido en el viejo almacén de líberos.

Escrito por Paybloy en: 2:54 AM | Comentarios (6)

18 de Enero 2005

No, si yo no soy racista PERO

La frase no es mía, es la habitual cuando ocurren estas cosas. En Cortegana (Huelva) los vecinos se manifestaban para protestar por la inseguridad en el pueblo y exigir justicia tras el asesinato de un vecino el pasado 1 de enero. Hasta aquí todo normal, pero unos cuantos aprovechan el momento para, cual piquete informativo en día de huelga general, apedrear y quemar las casas de sus vecinos gitanos. Ah, sí, olvidaba mencionar que los tres implicados en el crimen están detenidos, vamos que no estaban allí, pero son gitanos, vamos que sus familias sí.

Una vez más, aprovechando que para algunos, gitano rima con ladrón y moro con asesino, se utiliza como excusa un suceso violento para cargar contra la etnia entera de la forma más salvaje. Forma parte del pensamiento único dominante encasillar a la gente en grupos sociales, se hace con cualquier excusa: colectivo (!!) de mujeres, gitanos, vascos o votantes del pepé. Es evidente que la cuestión racial es mucho más discriminante -y en mi opinión, la menos justificable-, más cómoda e inmediata como requieren las mentes estrechas de quienes tratan con categorías de humanos en lugar de tratar con personas. El individuo desaparece y pasa a ser simplemente un elemento más de ésta o aquella categoría, y en función de su etiqueta se le trata.

Nadie puede imaginar una algarada en la que decenas de energúmenos apedrean y queman el barrio de la familia de un asesino rubio de Villaconejos, se diría que están locos. Pero la cosa cambia si el criminal tiene la piel más oscura, entonces se dice que están... hartos. El racismo en España es otro de los tristes deportes nacionales, aunque el menos reconocido. Aquello de la deseabilidad social hace que casi nadie reconozca ser practicante en las encuestas, aunque la respuesta del título delata a los que juegan en plan amateur. Hombre, racista no, PERO es que...

Es que una vez que nos fijamos más en el color del otro que en lo que realmente hace, la raza viene de perlas para justificar sus comportamientos. Así, un gitano concreto no roba por ser un sinvergüenza, sino por ser gitano, y un moro no nos mata porque sea un hijo puta, sino porque con esta gente ya se sabe...
Este pensamiento racista y despreciable, aunque nos digan lo contrario, está más que cerca del pensamiento progre bienintencionado de moda. Cuántas veces habremos oído ya que la situación de marginación o pobreza llevó al acusado a cometer el delito. Y un huevo. Lo grave de ambos planteamientos es, que mientras uno señala a la raza y el otro a la sociedad, ninguno mira a los ojos del individuo al buscar culpables. Los dos anulan a la persona como responsable de sus actos, porque ni el racista ni el progre bienintencionado ven a las personas como individuos libres, sólo ven categorías humanas, que condicionan el comportamiento de cada uno.

Volviendo a la realidad, evidentemente comprendo las quejas de los vecinos del pueblo, que ya han sufrido otros asesinatos en los que había gitanos implicados. Pero es que si la Justicia actual no considerara inocente a todo el mundo aunque se demuestre lo contrario, los culpables estarían cumpliendo condena y no saldrían por la puerta giratoria. La seguridad aumenta en una sociedad en que el delincuente sabe que pertenecer a una minoría étnica no le exime de responsabilidades. Tampoco pertenecer a una mayoría, por eso espero que los salvajes que realizaron los ataques paguen bien caro por su odio repugnante.

Escrito por Paybloy en: 2:03 AM | Comentarios (4)

10 de Enero 2005

Aaarrg no piensas como yo, ¡date muerto bellaco!

Entre las muchas expresiones multichupis, buenrolluquis y tolerantuchis vacías de significado que usa el progrerío últimamente, me está llegando al alma esa que dice así:

Jopetaaa, es que no respetas a los que piensan diferente

Acompañado o no de un "pues ahora me enfado y no respiro, aaauummpfff". Hay que reconocer que la parida (sin d) mola, es muy socorrida en las discusiones inútiles que tanto abundan en Internet, es como un ¡socorro que me argumentan! pero con talante.

Ignoro si mis queridos lectores estarán en la misma situación que yo, aunque si no lo están, los ignoraré a ellos, porque efectivamente, pequeñines, en ocasiones... ¡¡no respeto a los que no piensan como yo!! Truenos, por favor.

La clave está en que para los que usan la expresión como diagnóstico de fachas, peperos y males así, el detallito ese de en ocasiones no tiene sentido. O respetas o no respetas, pero no marees con a quién, cómo, cuánto, por qué y para qué, eso es lo de menos. ¡Respetad a discreción! dijo el Comandante Talante.

Así las cosas, lo mismo da sentarse a dialogar con la oposición sobre el Pacto de Toledo que con ETA sobre el artefacto del Seat Toledo. Y yo comento con el mismo respeto en la página de las juventudes socialistas y en la de las que llevan un nacional- intercalado, al fin y al cabo, todos jóvenes majetes y dicharacheros. Lo mismo escucho la Ser, que veo Antena 3 o compro Gara.

Pues no. En primer lugar habrá que ver qué considera cada cual que es respetar al otro. En el ámbito más general, yo puedo respetar muchísimo a Izquierda Unida y preferir que muerda una rata antes que leer su programa electoral. No se puede pedir el mismo respeto que se tiene a un completo desconocido que a un personaje público. Siempre he pensado que el respeto hay que ganárselo, a partir del mínimo que le debemos al desconocido, podremos añadir o restar. Así pues no leo con la misma consideración un artículo de Fernando Savater que una carta de Josu Ternera. Sólo un imbécil puede pretender obviar que lo segundo está escrito por el hijo de puta de Josu Ternera. Es decir, que también hay que considerar a quién y en qué circunstancia hay que tratar. No me comporto igual yo en un foro de Internet debatiendo con un marxista que en la recepción del embajador en casa de Isabel Preysler. Claro que Zapatero tampoco reacciona igual ante unas banderas y otras, aunque las dos tengan barras, y estrellas. Pero bueno, él es el promotor de la actitud que comento, no creo que vuelva a ocurrir.

Centrándonos pues en las discusiones cibernéticas, y partiendo de que yo no ostento cargo de responsabilidad alguno ni represento a nadie, y que por lo general trato con desconocidos vestidos simplemente con un apodo, tengo perfecto derecho a respetar al personal según los criterios que se me antojen, otra cosa es si esos criterios me dejan como un perfecto imbécil o maleducado, pero repito, yo no soy ZetaP. ¿Puedo entonces usar el criterio "piensa diferente o no" para graduar el respeto con que trato a alguien? Por supuesto. Se me ocurren mil ejemplos, desde el que no cree en la propiedad privada hasta el que me justifica su opinión en función de dioses en los que no creo, pasando por el que defiende la discriminación sexista en la selección de personal, para dejar de respetar -en ese ámbito, ojo- a quien no piensa como yo. Pero no se puede decir, simplificando hasta el absurdo, que basta con pensar diferente, pero no importa en qué sentido se piensa diferente. Tampoco se paran a pensar qué ha fallado en los casos en que repetamos a los que piensan diferente, si no ¿qué hace un ateo practicante como yo respetando a los vecinos liberales católicos? Siempre hay que ver cuál es el contenido de esa diferencia, llegar al intríngulis de la discrepancia. ¡Pero qué hago! le estoy pidiendo a un topicazo progre que llegue al fondo en vez de quedarse en la forma...

El truco, la bobada, el agujero negro argumental de la frasecilla está en que siempre, en cualquier situación de enfrentamiento, la hostilidad se puede replantear, siempre, como "uyuyuy... aqui hay dos que no piensan lo mismo...". Los palestinos y los israelíes piensan distinto, y ETA y sus víctimas, y Castro y Bush, va a ser por eso que no se respetan... El inventor del latiguillo de moda puede estar orgulloso, por fin una teoría que lo explica todo todo y todo. Concluiré respetuosamente que mu tonto hay que ser para recurrir a semejante chorrada en una discusión. ¿No pensáis vosotros lo mismo?

Escrito por Paybloy en: 9:34 PM | Comentarios (10)

5 de Enero 2005

Carta a los Reyes Magos

Queridos Reyes Magos,

es verdad que nunca os he escrito, jamás fui a una cabalgata y ni siquiera hoy pienso dejaros leche y galletas o agua para los camellos. Tampoco puedo decir que me haya portado bien este año, conocí y desde entonces frecuento una serie de malas compañías por las que sería merecedor de grandes sacos de carbón. Si a eso añadimos que soy ateo y republicano, y que prefiero celebrar la discreta visita del simpático hombrecillo del trineo que vuestro tardío y bombiplatillado viaje, parece que voy listo. Pero aún así, pido:

En primer lugar, la recuperación de las inmensas zonas devastadas por el maremoto en Asia. Que la ayuda que el mundo entero se está esforzando en ofrecer llegue efectivamente y consiga sortear los repugnantes impedimentos de nuestros gobiernos y los suyos. Que las divagaciones inútiles sobre cómo prevenir lo imprevisible no distraigan de las imprescindibles actuaciones para paliar lo que ya ha ocurrido. Quedan meses, si no años, de trabajo para recuperar simplemente el precario estado en que se encontraban aquellos países antes de la tragedia. Más aún para que se consiga lo más deseable, lo más útil en la prevención y la recuperación ante las catástrofes naturales: el disfrute de la libertad de información, investigación y actuación de los ciudadanos en Democracia. Mejora de las infraestructuras, construcciones fiables, protocolos de actuación ante emergencias, pueden reducir mínimamente los daños (¿cuántas personas son el 1% de 150.000?). Pero no quiero caer en lo que critico, ante lo inevitable sólo cabe recuperarse, ya, cuanto antes, con la mejor disposición para recibir las ayudas, y los mínimos obstáculos políticos y burocráticos. No me cabe duda de que las labores de rescate y reconstrucción se llevarían a cabo de forma más eficiente en democracias libres, ese gran regalo diferencia a un japonés de un iraní, no otra cosa.

Entregad por fin ese hermoso regalo que es la Democracia a Iraq, un país que lo está pidiendo desde hace tiempo y que luchará junto a otros muchos para que no se lo rompan cuatro terroristas envidiosos. Vosotros, que venís de Oriente, deberíais volver cuanto antes para garantizar que el regalo es disfrutado por todos, que no se convierte en juguete de algunos sino en orgullo de quienes apostamos por él en cualquier país del mundo. No encontraréis allí la ayuda de tropas españolas, pero muchos otros países siguen colaborando para que vuestro frágil cargamento pueda ser entregado sin contratiempos. Os deseo suerte.

Ya que estáis, podíais entregar el mismo regalo al pueblo palestino, aprovechando el momento, haced que Abu Sucesor escuche a Manel, que lo pide mucho mejor que yo.

A Bush no le llevéis nada, que bastante tiene con la reelección, y ahora le toca currar y demostrar que mereció la pena que tanto paleto le votara. Y si acaso, por todas las maldades, llevadle petróleo en vez de carbón, que mancha más.

A las víctimas del terrorismo, de España y de fuera, de ETA y del islamismo, de hoy y de ayer, enviadles un abrazo de mi parte, a todas, a todas igual. A quienes justifican el terrorismo, a quienes distinguen entre unas víctimas y otras, a quienes condenan a unos verdugos pero explican a otros, a quienes responsabilizan a sus gobernantes de las acciones de los asesinos, dejadles un buen puñado de mi más sincero desprecio. Dos regalos que no son incompatibles, por desgracia.

Para España, mientras siga siéndolo, os pido unos gobernantes con la décima parte del sentido común, la solidaridad y el respeto que tienen sus ciudadanos entre sí. Unidad y respeto por las reglas que todos aceptamos y estabilidad para afrontar la unión de Europa como alianza de ciudadanos, y no de civilizaciones, nacionalidades, comunidades nacionales y demás inventos. También pediría una política exterior coherente, una economía fuerte y una gestión inteligente, mejor educación, sanidad, justicia, infraestructuras, menos impuestos, subvenciones, burocracia, más libertad de horarios, de expresión, de acción, y reacción, de creación y recreación. No me preguntéis cómo conseguir todo eso, con el gobierno que tenemos, vosotros sois los magos...

A Zapatero dejadle un despertador.

A Hispalibertas llevad millones de visitas, de euros, dólares y maravedíes. A Red Liberal... lo mejor será que llevéis... cuidado! ;-)

A mí, dejadme algún comentario.

Gracias

Escrito por Paybloy en: 9:26 PM | Comentarios (11)